sábado, 20 de julio de 2013

Capítulo 61.



Me encuentro abrazada a mi padre en la terminal de Barajas cuando ya hemos facturado las maletas y esperamos que den la orden de embarcar.
-No permitas que este bajón afecte a tus notas, ¿sí?- me dice.- Céntrate en tus estudios, en tus amigos y en tu chico.
-Vale.- le abrazo.- Te quiero, papá.
-Y yo a ti, renacuaja. Y cuida de Liam. Este chico es de oro.
-Eso haré.
-¡Liam!- le llama papá, y mi novio nos mira.- Cuida de mi niña.
-Papá…- le riño. Ya me hizo lo mismo en Nueva York. Él y Liam se echan a reír.
-Siempre, Carlos.- responde Liam, y me da un beso en la frente. Yo me sonrojo.
Termino de despedirme de mi familia y nos dirigimos al avión de los chicos, que nos espera apartado de los demás aviones. Subimos las escaleras y Dylan saluda a Liam y Josh. Después me mira con cariño.
-Laura, ¿cómo estás?- me pregunta con amabilidad.
-Bien, gracias, Dylan.- respondo con una gran sonrisa. Es un hombre muy simpático.
Nos acomodamos en los mullidos asientos y en lo que parecen minutos acurrucada junto a Liam mientras escuchamos a Bruno Mars, el jet toca tierra londinense. Entramos en la terminal, cogemos las maletas y nos encaminamos a los mostradores, donde se encuentran Louis, Niall, Sonia, Andy, Isa, Blanca, Justin, Fredo, Ed y Andrea. Al vernos, Justin corre hacia mí y me levanta por los aires.
-Estamos contigo, ¿de acuerdo? Para lo que sea.- murmura junto a mi oído, y yo le devuelvo el abrazo con fuerza. Mi mejor amigo, él y los demás están a mi lado. No sabéis lo reconfortante que es.
-Gracias, Justin.- susurro con un nudo en la garganta.
Me acerco a los demás y entre todos formamos un abrazo colectivo. Salimos y nos repartimos en los coches. Llegamos a ‘Fifteen’, un restaurante muy conocido, y entramos. No hay gente excepto los camareros, que nos llevan hasta una enorme mesa para 14 personas y que encima hay cubiertos, copas y bandejas de comida.
-Pensamos en organizar una comida todos juntos para olvidarnos un poco de todo.- me explica Justin, y yo sonrío.
-Es una pena que no estén Sandra, Harry, Zayn y Leyre.- añade Sonia.
-Por cierto, ¿cómo le ha ido a Sandra en el desfile?- pregunto mientras me siento en una silla entre Niall y Blanca.
-Esta mañana he estado hablando con ella y dice que genial.- responde Sonia.- Dice que nos tiene que dar una buenísima noticia.
-¡Seguro que está embarazada!- grita Andy.- Me apuesto 100 libras.
-Déjate de apuestas, que Laura desplumó a Harry.- le advierte Niall.
-Gracias a ti.- añado, y le estiro de un moflete.
-Di que sí, que 300 libras nunca vienen mal.- dice Louis. Yo sonrío pero no digo nada. Desde anteayer tengo 15000 euros más en la cuenta, por lo que ahora no me puedo quejar.
-Ahora que lo dices… ¡Harry aún no me ha dado el dinero!- caigo en la cuenta.
-¡Es un moroso!- exclama Justin con horror fingido.- Cuado vuelva le amenazamos con quitarle los acondicionadores del pero si no te los quiere dar.
-Me parece genial.- acepto entre risas.
Nos pasamos el resto de la tarde allí, y  todos no paran de hacer el tonto para animarle. Claramente, lo consiguen; no sé qué haría sin ellos, la verdad.


-8 de enero de 2013. Estreno ‘Kiss You’.-

Me despierto y voy a desayunar. Mientras preparo un café, hablo con Harry por WA y me dicen que llegan a las 12 del mediodía. El olor a quemado me hace dejar el móvil y sacar las chamuscadas rebanadas de pan de la tostadora.
-¡Mierda!- murmuro con enfado, y las coloco en un plato.
Voy hasta el fondo del pasillo y abro la puerta. Cojo a Loki entre mis brazos y entro con él en mi dormitorio, donde Liam sigue durmiendo plácidamente.
-Mira a papá, últimamente está muy vago.- susurro, y suelto una risita. Liam abre los ojos y nos mira.
-¿Qué hacéis?
-Mirarte.
-No me digas.- resopla con burla, y yo le saco la lengua.
El sonido de la cafetera interrumpe nuestra ‘’pelea’’. Yo suelto a Loki y él cae sobre las sábanas. Voy a la cocina y echo el café en unas tazas mientras Liam se apoya en el marco de la puerta.
-Estás muy despistada últimamente.- comenta. Yo me giro para responderle con una de mis características ironías, pero veo que se ha quitado la camiseta y me quedo completamente colgada.- Tierra llamando a Laura, ¿me recibes?
Su tono es juguetón… y provocador. Yo sacudo la cabeza e intento centrarme en no derramar el café por la encimera.
-Eres tonto.- balbuceo. Al segundo está a mi lado y pega sus labios a mi oído.
-Sí, pero reconoce que este tonto te pone nerviosa.- susurra, y me muerde el lóbulo de la oreja, provocándome una descarga eléctrica por toda mi piel.
Suelto un jadeo entre dientes y enrosco mis brazos en su cuello mientras mi boca busca la suya, que la encuentra mientras mi pulso se acelera como si estuviese corriendo una maratón.
-Laura…- masculla él sobre mis labios, y yo me deshago.
-Cállate y bésame.- le corto para volver a besarle.
El solo de Zayn en WMYB sonando en mi móvil nos interrumpe.
-Mataré a Zayn.- murmura Liam.
Yo me separo a regañadientes de él y cojo mi móvil.
-Hola, Zaynie.- le saludo aún un poco desconcentrada.
-Uy, qué voz… ¿Interrumpo algo?- inquiere con burla. Ya empieza…
-Sí.- le respondo sin rodeos.- Yo creo que tenéis un radar o algo por el estilo.
-Quizá… Oye, ¿os pasaréis por el aeropuerto?
-Yo sí, los demás no lo sé porque se armaría bastante revuelo.
-Vale. Hoy cenamos en mi casa, que estrenan ‘Kiss You’ y lo vamos a ver todos juntos, ¿os parece?
-¡Perfecto! Ahora les aviso, ¡luego nos vemos!
-¡Hasta luego, Lali!
Cuelgo y me apoyo en la columna de la cocina. Liam está bebiendo café y me mira con curiosidad.
-¿Vas a ir a buscarles?
-Ajá.
-¿Y cuándo terminamos lo que habíamos empezado?
Todo mi cuerpo se estremece al escuchar su tono sensual.
-Pues…- musito.- No sé, ¿está noche?
-No puedo esperar.- ronronea dándole un último sorbo a su café y saliendo de la cocina, dejándome completamente con las ganas de ‘’comerle los morros’’, como diría Harry.
A eso de las 11 y cuarto ponemos marcha hacia el aeropuerto; al final hemos decidido ir solamente Liam, Louis y yo. A la media hora llegamos y esperamos hasta que las puertas se abren y aparecen Sandra, Harry Leyre y Zayn entre una marea de gente.
Salgo corriendo e instintivamente me abrazo con Leyre.
-Lo siento tanto…- murmura.
-Te he echado de menos, Mochi.- me giro hacia Harry y le revuelvo el pelo.- ¡Petardo!
-¡Petarda!- responde y me da un beso en la mejilla, y de repente se encuentra entre los brazos de Louis.- Oh, Loueh.
-Oh, Harreh. Te he echado de menos.- dice Louis con emoción. Yo me echo a reír con ganas. Larry Stylinson en estado puro.
-Ah, Harry…- comienzo, y él me mira.- Me debes 300 libras.
-¿Yo? ¿De qué?- se hace el inocente. Yo pongo los ojos en blanco.
-Mira, Harry Edward Styles, o en cuanto lleguemos a casa me das el dinero o soy capaz de coger una motosierra y alisarte el pelo con ella.- le advierto. Él levanta las manos y se echa a reír.
-Está bien, está bien… Guárdate los salvajismos para cuando estés en la cama con Liam.
Suelto un resoplido y le empiezo a perseguir por toda la terminal bajo la mirada de pasajeros y agentes de seguridad.
Saludamos a Zayn, que está feliz porque mañana ya le quitan la escayola, y Sandra se ve eufórica y radiante. Volvemos a los pisos y Harry me da las 300 libras que me debía.
-Aquí tienes…- murmura entre dientes mientras me alcanza los billetes.
Yo me pongo de puntillas y le doy un beso en la mejilla.
-Te invitaré a un café con esto, o a una sesión de peluquería.- le aliento, y él sonríe entusiasmado.
A eso de las siete de la tarde todos (los chicos, Leyre, yo, Amanda, Sandra, Blanca, Justin, Fredo, Conor, Bea, Isa, Mati, Andy, Ed y Andrea) nos encontramos en el salón de la casa de Zayn y Sandra. Ella entra en la cocina y al minuto vuelve con 19 copas de cristal y una botella de champán.
-¿Y qué vamos a celebrar?- pregunta Louis con curiosidad.
-¡Voy a abrir mi propia tienda de ropa!- chilla Sandra, y abre la botella con una floritura.
-¿¡Perdón!?- la voz le sale a Niall con pura sorpresa.
-En París mi desfile ha sido un completo éxito.- explica con orgullo.- Me propusieron abrir una tienda aquí en Londres, y según cómo fuera aquí, abrirían otra en París.
-¡Eso es fantástico!
-Pero además,- continúa- una pequeña galería de arte ha aceptado hacer una exposición con varios cuadros míos. Tras meses esperando, ¡me han hecho caso!
Todos cogemos una copa y las llenamos con champán. Las levantamos y Andy grita:
-¡Por Sandra y sus nuevos negocios!
Entrechocamos las copas y nos las bebemos. Cenamos y ponemos YouTube en la pantalla gigante de Zayn. A las ocho sale una nueva notificación: ‘’onedirectionvevo ha subido un nuevo vídeo’’.
Zayn selecciona el vídeo y lo pone a pantalla completa. Sale una cuenta atrás y de pronto sale Zayn montado en una moto. Todas chillamos.
-¡Ah, Zayn el motorista!- grita Niall.
-¡Oh, por dios, somos famosos!- añade Harry.
El vídeo es de lo mejor: salen en la moto, en una ‘cárcel’, vestidos de presos, marineros, hawaianos y esquiadores, y también salen en bañador sobre unas tablas de surf. En esa parte todas estamos a punto de hacer la croqueta por el suelo.
Cuando el vídeo termina, todos aplaudimos con entusiasmo.
-¡Ha sido fantástico!- exclama Leyre.
-¡Una pasada!- añade Blanca.
Lo recogemos todo y cada uno nos vamos a nuestra respectiva casa.
-No creas que me olvido de tu promesa.- me susurra Liam al oído cuando estamos en la habitación.
-¿Qué promesa?- le pregunto sorprendida.
-La de que ahora terminaríamos lo que empezamos esta mañana.- responde con esa voz.
-No sé de qué hablas.- decido hacerme la tonta. Él se echa a reír.
-¿En serio?- inquiere alzando las cejas.
-No. La verdad es que no.
Me acerco a él, le beso y me dejo llevar, porque yo nunca dejo una promesa a medias.


Es bastante cortito, pero es que si seguía escribiendo se me hacía eterno. Se lo quiero dedicar la personita al otro lado de la pantalla que está leyendo esto. Tú; sí, tú: gracias por seguir aquí, acompañándome en esta aventura. Sin ti esto no sería posible.
He decidido dejar de ponerle título a los capítulos porque hay algunos en los que no se me ocurre absolutamente nada y prefiero no poner nada antes que cualquier gilipollez JAJAJAJAJAJA. Bueno, que el lunes estrenan el vídeo de BSE y seguramente me dé un infarto. Así que si el martes (que cumplen 3 años juntos como banda, lloro) no he muerto, subiré el 62. Por favor votad debajo del capítulo lo que os ha parecido, en 'reacciones'. Miles de gracias, y un beso gigannnnnte a todos, os quiero. 

Lali.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Free Mustache Black - Pointer Cursors at www.totallyfreecursors.com